PINCHA EN EL LOGOTIPO PARA ESCUCHARNOS
QUERIDOS AMIGOS BLOGUEROS Y BLOGUERAS, NOS HEMOS MUDADO A


HTTP://blogs.abcdesevilla.es/laradiodelosblogueros

PORTERO DE DISCOTECA

jueves, 20 de noviembre de 2008

Tras la muerte del joven madrileño en una discoteca, presuntamente a manos de los porteros del local, el debate sobre la agresividad con la que algunos se emplean está encima de la mesa.

¿Has tenido alguna vez problemas con los porteros?
¿Crees que se puede regular el acceso de otra manera?
¿Consideras que la actitud de los clientes en ocasiones no es la adecuada?

11 comentarios:

Canónigo Alberico dijo...

Dejé de ir a más de un local de Sevilla por los porteros.

Primero por que tenías que pasar el examen concienzudo de unos matones

Segundo porque he visto palizas como la del chaval de Madrid aunque por suerte no acabaran en muerte.

No tengo porque hacer que mi integridad dependa de unos tipos petados de gimnasio y pasados de otras sustancias.

Todos estos argumentos se deben de matizar porque en todos los gremios supongo que habrá personas de todo tipo.
Eso si todos los que yo he conocido responden a ese cliché.

Yo acabe mis salidas por locales de moda y pasé a la cervecita del mediodia o a la copita en bares de amigos de noche.

Zapateiro dijo...

Yo muchos problemas no he tenido pero he presenciado muchas veces actitudes chulescas de estos que describe el amigo Canónigo. Lo que sí he padecido con amigos es la típica inspección de zapatos, cuando ser pijo era sinónimo de tacón y de castellanos (¡manda narices!)y nadie podía ir en botines o zapatillas de otro tipo (¡vaya catetada! ahí se demuestra muchas veces el carácter clasista que aún existe en Sevilla).

Y claro que tiene solución. La solución pasa por pagar más a cambio de garantías. Mi padre tuvo una discoteca en la playa muchos años y, además del personal que tenía en taquilla y que estaba encargada de vigilar la entrada para que no hubiera menores y ese tipo de cosas, tenía contratados a agentes de seguridad de una empresa conocida que garantizaba la seguridad del recinto y que, en caso de intervenir, respondían de lo que sucediera.

Eso sí es seguridad, pero hay que pagarla y cumplir un mínimo de garantías. Lo que hay ahora, en su mayoría, son chulos de gimnasio que van de matones por la vida.

Perdón por el rollo que he soltado.

Ludwig Constantine dijo...

A mí es que no me da la gana de tener que pasar un examen para poder entrar en un local, sobre todo, teniendo en cuenta que se supone que voy a consumir allí (que ésa es otra, yo no pago por entrar en un local dónde además hay que pagar las copas).

El problema es que, como dice Zapateiro, en vez de tener a gente más o menos cualificada, sale más barato contratar a cualquier chulo de gimnasio.

El Séneca dijo...

En mi etapa de DJ. he pasado por muchas salas y he visto de muy variopintos colores... En todos sitios hay de todo pero, en muchas salas importantes, he presenciado como se seleccionaban a los que se colocan en las puertas.

Antes, se escogían por su actitud observadora, su presencia física y sobre todo, por su paciencia para con algunos. No obstante, chulos de taberna los hay en todos los ramos.

Andrés Pérez Domínguez dijo...

Pues yo no creo que con un uniforme y una empresa de seguridad más o menos respetable vaya a haber menos problemas de estos. La cuestión es que hay ciertos tipos que en cuanto se ponen un uniforme se transforman, o les sale el chulo que llevan dentro. Es así de simple. Da igual que lleve una camiseta tres tallas más pequeñas que la que le corresponde, el uniforme de una empresa de seguridad privada o incluso del algún cuerpo de seguridad del estado. No todos son así, por supuesto, si no, apaga y vámonos. Es un problema de poder, o de creerse impune para hacer ciertas cosas. No nos olvidemos que los vigilantes del metro de Madrid que daban palizas llevaban todos uniformes de empresas respetables y habían pasado por un proceso de selección. Hablar en un medio de comunicación a veces te permite el privilegio de poder decir a los demás lo que te parece justo, o desahogarte. Mañana en la separata hablaré con Cristóbal de estos malnacidos que el otro día mataron a un chaval en Madrid.
Un saludo a todos

Jordi de Triana dijo...

No podemos generalizar. Es indudable que muchas discotecas por ahorrar costes utilizan a personas sin ningún tipo de preparación a los que pagan por noche. Las autoridades deben imponer que sean personas especializadas y sobre todo que reunan un perfil psicológico muy concreto. No terminaríamos con el problema por supuesto. En muchos casos estos porteros se ven en situaciones muy comprometidas, y no son ellos sino las fuerzas de orden público quienes deben actuar. Lo ocurrido en Madrid debe avergonzar a más de uno. Se trató de un acto cobarde y despiadado.

El callejón de los negros dijo...

Eso os pasa por ir a esos sitios, en la Taberna de Moe entra todo el mundo, y algunos guiris están para ponerles una multa, pero todo el mundo puede pedirse un vasito y unas croquetas. Y cuando se tercian los cubatas, Moe, pone música y no es de garrafón.

Para que vais a esos sitios.
Si es que no aprendéis.

Saludos

Desiderio dijo...

Recuerdo una vez que estaba con unos amigos en la cola para entrar en una discoteca conocida de Sevilla.El grupo que iba delante de nosotros,al contrario que el nuestro,estaba formado solo por chicas.Ellas pasaron sin ningun tipo de problema,sin pagar un solo euro.Cuando nos toco pasar nos dijo el portero q la entrada costaba 30 euros¡¡¡La actitud de los porteros,si me permiten generalizar,siempre ha sido de caracter chulesco y prepotente.Pero,de donde deriva la misma?Son ordenes de los dueños de la discoteca,o son decisiones personales?Imagino que ellos solo obedeceran lo que dicten sus superiores,como nos pasa a todos aquellos que no somos jefes de nosotros mismos.Un abrazo muy FUERTE

Híspalis dijo...

Yo comparto la opinión de la mayoría de los comentarios escritos, si bien, añadiría algo más y creo que importante: al igual que hacen ya otras comunidades, los porteros de discotecas deberían de pasar unos exámenes para que pudieran ejercer esta "profesión". Al menos, se reduciría algo. ¿no?

Kiski dijo...

Aquí menos, pero en Almería todos los porteros son de Europa del Este y esos sí que dan miedo. La mayoría no tienen nada que perder y apenas te entienden.

Yo de todas formas lo tengo claro, donde no quieran que entren por las zapatillas de deporte no entro, donde me pidan entradas caras no entro, así que prefiero la taberna al pub y la tasca a la discoteca.

Mejor en casa que examinado por personajes de semejantes características.

Un Saludo

superior dijo...

new999
nvtao778
guojin67
huangrong99
xiaolongnv